La calle de mi vida

Un 29 de noviembre no es un día cualquiera, hoy es un día especial. Algunos de los que ahora estáis leyendo estas líneas puedes que ya lo sepáis, para lo que no, os informo que un servidor, hoy cumple años y se hace un poquito más mayor, que no viejo. En una fecha tan puntual y emotiva me gustaría dedicar estas palabras a un espacio que me acogió como una madre, un lugar que al pisarlo me aporta una tremenda serenidad y calma a pesar del enorme desconcierto  que siempre muestra, la Gran Via.

Sigue leyendo

Anuncios

Un perfil evocador en el Barrio de Salamanca

Hoy en Secretos de Madrid quiero ampliar un poquito mi radio de acción y escaparme hasta un barrio que aunque estando en el centro de la ciudad y gozando de una ubicación inmejorable, no forma parte de ese cogollo histórico que, en mi opinión, constituye el verdadero corazón de Madrid. Hoy nos adentramos en un distrito comercial y residencial caracterizado por un alto poder adquisitivo, el Barrio de Salamanca.

Sigue leyendo

El desnivel con más encanto de Madrid

Para comenzar la semana os quiero hablar de un sitio que conocí hace relativamente poco, la Cuesta de los Ciegos, como era de imaginar, no he tenido que investigar mucho para toparme con varias historias fascinantes. Para los que no la conozcan, se trata de una escalera que salva un importante desnivel, uniendo la Calle de Segovia con la Calle de la Morería a través de 254 escalones y que hace un recorrido serpenteante en el Madrid más histórico.

Sigue leyendo

¡Un cocodrilo en una iglesia!

¿Qué pensaríais si entraseis a una iglesia y os encontraseis un cocodrilo disecado de cerca de dos metros de largo? Esta pregunta que suena a chiste no hace mucho lo vivían en primera persona todos aquellos que se acercaban a una céntrica iglesia de Madrid, ¿a cuál?

Sigue leyendo

El corazón del Madrid medieval

Escondida en el corazón de La Latina, muestra imborrable del Madrid más medieval, encontramos un espacio rectangular, rodeado de historia, la Plaza de la Paja. Actualmente, nos ofrece una imagen sosegada y que invita a contemplarla sin prisas desde una de sus terrazas, cuando el tiempo acompaña, pero hace mucho, no fue así. El bullicio y el gentío eran ingredientes habituales en el día a día de este lugar.

Sigue leyendo

Más de un siglo vendiendo ilusiones

Ni alumbrados ni escaparates. En Madrid el verdadero termómetro para medir la proximidad de las Navidades es la longitud de las colas que se forman en Doña Manolita. Miles de personas que aguardan hasta cuatro horas con la esperanza de encontrar un golpe de fortuna en forma de papel rectangular. Fue una de las cosas que más me impactaron durante mi primer invierno en la ciudad. Hileras interminables de almas que desafiaban al frío y al viento cortador de la sierra en busca de unos sueños casi imposibles. Cada vez que les veía no podía evitar cuestionarme ¿Por qué? Hoy llegan las respuestas.

Sigue leyendo